jueves, 29 de septiembre de 2011


Un recuerdo de la extraodinaria del Señor de la Espina.



No hay comentarios: