lunes, 16 de abril de 2012


El rayo atravesó mi corazón y lo lleno de luz, una luz de ilusión que me lleva hacia ti, Cristo del Amor.



No hay comentarios: